Nutrición, Salud, Medicinas complementarias Libros de Salud, Nutrición y mucho más
Agroecología, Parto Natural, Lactancia Materna home | noticias | contactanos | quienes somos | registrate | 27 de Septiembre, 2016
Holistika.net HOME Nutrición Salud Parto Natural Infancia Agroecología Vida Sostenible Autoevolución Guías
HOLISTIKA » Parto Natural » Lactancia Materna » La lactancia materna en caso de gemelos
Parto Natural

Parto Fisiológico Parto Medicalizado OMS La Cesárea Historias de partos Historias de partos II El Bebé Lactancia Materna Libros Enlaces Agenda
<<-- volver [ imprimir ]

La lactancia materna en caso de gemelos
La lactancia materna en caso de gemelos
Autor: Coks Feenstra
Area: Parto Natural » Lactancia Materna

Hoy en día el número de nacimientos gemelares aumenta. Esto se debe en parte porque la mujer atrasa el momento de su maternidad (y a mayor edad hay más probabilidad a una doble ovulación) y por otra parte, porque los tratamientos de la fertilidad son cada vez más frecuentes. Esto implica que un mayor número de bebés nacen con menor peso y necesitan estar en la incubadora por un tiempo. Pero ¡no es en sí un motivo para prescindir de la lactancia materna!

En los años 1996 hasta 1999 hice una investigación entre los padres de gemelos. Uno de los temas estudiados fue la lactancia materna. Según los datos recogidos en una encuesta, entre un grupo de 75 madres de gemelos, el 70% se propuso darles el pecho. Sólo el 47% lo consiguió. Esta diferencia se debió en gran parte a que las madres no recibieron del personal hospitalario, la suficiente ayuda ni el apoyo moral para intentar la lactancia materna. Si la madre es primeriza y se enfrenta a opiniones negativas y avisos de no empezar con la lactancia, puesto que ‘no tendrá suficiente leche’, es comprensible que desista. Este tipo de consejos se debe a una seria falta de información. Es importante que comadronas, enfermeras y ginecólogos conozcan las posibilidades de la lactancia materna en caso de gemelos, que justamente beneficia tanto a estos bebés, que suelen nacer con un peso menor y disponer de menos posibilidades de disfrutar del contacto íntimo con su mamá.

¿Cómo?

La cantidad de leche depende de la demanda. A mayor demanda, como en el caso de más de un bebé, los pechos generan una mayor cantidad, aumentando por ello de tamaño. Las indicaciones para estimular la subida de leche en caso de gemelos no son distintas; la madre de gemelos debe seguir los mismos consejos. Es cierto que darles el pecho supone un gran esfuerzo físico para la madre (tendrá que alimentarse bien), pero la mayor demanda en realidad no es un problema. La mayoría de las madres de mi grupo objeto de estudio consiguió dar el pecho a sus gemelos sin recurrir al biberón, algunas incluso hasta los ocho meses.

El momento más oportuno para empezar la lactancia es nada más nacer los bebés. En este momento el reflejo de succión del bebé es muy fuerte, lo cual facilita el amamantamiento. Además, cuando el bebé mama, el cuerpo de la mujer segrega la hormona oxitocina. Esta hormona tiene un función muy especial en caso de un parto gemelar: hace que la matriz se contraiga y así se evitan las hemorragias uterinas, un riesgo algo más elevado en los partos múltiples. No siempre los bebés pueden estar con la madre. A veces necesitan permanecer en la incubadora o la madre se halla bajo los efectos de la anestesia tras una cesárea (el 50% de los partos gemelares aquí en España es por cesárea, la otra mitad por vía natural). De cualquier modo, la madre puede iniciar la lactancia materna en cuanto está con sus bebés o uno de ellos, aunque sea al día (s) siguiente(s). Si los bebés son prematuros y no tienen aún el reflejo de succión, la madre tendrá que estimular la subida de leche con la ayuda del sacaleches. La madre de gemelos puede seguir cualquier manual sobre la lactancia materna, sólo las siguientes pautas son especifícamente para ella:

  • Debe empezar el amamantamiento de forma gradual para evitar irritaciones y grietas en los pezones (algo más frecuentes en las madres de más de un bebé).
  • Al principio debe dar el pecho a cada bebé por separado. Así entenderá cuál es la forma de mamar (cada bebé tiene una manera propia de succionar). Además, los bebés recién nacidos, suelen dormirse en las tomas y la madre necesitará toda su atención para la toma. Tanto la madre como el bebé deben aprender aún el arte de mamar. Si el otro bebé ya está despierto, puede darle un chupete, de modo que no se impaciente mientras espera ‘su turno’. En general esto no causa problemas, suele haber un bebé más paciente que otro. Y lógicamente conviene alimentar primero al bebé más ‘protestón’. Asimismo conviene regular las tomas: si la madre opta por alimentarlos a demanda, se le pasará el día con las tomas y no llegará a descansar ningún momento, lo cual es perjudicial para la cantidad de leche. Por ello lo mejor es que mantenga un esquema más o menos fijo y al mismo tiempo algo flexible: si uno de los bebés llora entre las tomas, puede darle una media toma extra.
  • La madre puede alternar los bebés en los dos senos o ‘reservar’ un pecho para cada uno. Si designa a cada bebé un pecho, hay menos confusión: al tener un pecho vacío y otro lleno, se sabe cuál de los dos ha mamado y cuál no. Y tiene otras ventajas: si uno de los bebés tiene hongos en la boca, el otro no se contagia. Pero es posible, en caso de que los bebés tengan necesidades diferentes, siendo uno más grande que el otro, que los pechos requieran tamaños distintos.

Las posturas más frecuentes

Cuando los bebés ya maman bien, la madre puede optar por dar la toma a la vez. Esta es una ventaja, sobre todo cuando ambos están hambrientos. La mayoría de las madres opta por dar a los bebés una toma juntos y otra separados; darles el pecho es un momento de intimidad y gozo y se logra más en el contacto con un bebé solo.

Las distintas posturas:

  • Para los más pequeños: la madre se sienta cómodamente en la cama, el sofá o la mecedora y coloca dos coijnes a ambos lados de sus brazos y otros dos sobre sus muslos. Tumba a los bebés en los cojines y los sujeta la cabecita con sus manos. Sus pies van por debajo de sus brazos en dirección a su espalda.

  • Para los más mayorcitos que ya maman sin dificultad: la madre, sentada en la mecedora o cama, coloca dos cojines debajo de sus antebrazos y otros dos en el regazo. Cada uno de los bebés descansa en el pliegue de sus codos, con las nalgas en sus manos y las piernecitas extendidas a lo largo de sus muslos. Esta posición también es muy útil cuando ambos quieren ser mecidos.
  • Esta posición es una combinación de las anteriores: la madre coloca dos cojines sobre su regazo y pone uno de los bebés a su pecho en posición normal, como en el ejemplo anterior. Al otro, le pone como en el primer ejemplo, apoyando su cabecita en su mano, el cuerpecito tumbado debajo de su antebrazo y sus piernecitas extendidas en dirección a su espalda. Con el antebrazo le sujeta la espalda. Y el segundo bebé apoya su cabeza cerca del vientre del primer bebé.

El 27% de las madres de mi investigación dio el pecho durante menos de 3 meses; un 49% amamantó a sus bebés los primeros cuatro meses y un 24% más tiempo.

Y, ¿en caso de trillizos o cuatrillizos?

La lactancia materna también es posible en caso de un aún mayor número de hijos, nacidos en un solo parto. En caso de trillizos normalmente la madre necesita el refuerzo de la lactancia artificial, aunque en mi grupo objeto de estudio habían varias mujeres que sólo con la leche materna habían podido alimentar a sus trillizos durante los primeros meses. Las madres en esta situación se enfrentan a un problema extra: casi siempre se debe empezar la lactancia con la ayuda del sacaleches, debido a la prematuridad de sus bebés. Algunos hospitales, afortunadamente, aprovechan esta leche, que es muy digerible, incluso para los prematuros y se la dan a los bebés a través de la sonda o con el biberón. Y en cuanto se presenta la posibilidad, la madre empieza a darle el pecho al bebé más fuerte. Darles el pecho a trillizos requiere fuerza de voluntad y perseverancia por parte de las madres. No obstante, las madres que lo lograron, se sentían muy contentas con la experiencia.

Si la madre lo alterna con la leche artificial, puede optar por una de estos esquemas:

  • Dar seis tomas de pecho al día a los bebés, lo que significa que cada bebé toma el pecho dos veces al día.
  • Dar el pecho a dos bebés juntos durante algunas tomas, como la primera por la mañana, por ejemplo. En la siguiente, dar el pecho a un bebé sólo; en la otra, otra vez juntos y así sucesivamente. Para evitar confusiones, es necesario tomar nota de las tomas.
  • Dar el pecho a uno de los bebés durante un día y noche. Al día siguiente le toca el turno a uno de sus hermanitos. De esta forma, cada uno de los bebés toma el pecho cada tres días.

La situación para la madre de cuatrillizos es algo más complicada, pero aun así una madre de mi grupo consiguió dar exclusivamente pecho a sus bebés durante dos meses (algo- sin duda- admirable). Pero lo más frecuente es que la madre vaya alternando las tomas de pecho con las de biberón. Y también así cada bebé se aproveca de la leche materna y de la intimidad con su madre, algo muy especial para el bebé, que desde su vida intrauterina tiene que compartirla con sus hermanos.

 

Coks Feenstra

Autora de:

  • El Gran Libro de los Gemelos, desde el embarazo múltiple hasta la adolescencia. Ediciones Médici
  • ¡Socorro!. Mi hijo no come. Ediciones Médici
  • El día a día con los hijos’ Experiencias de una madre psicóloga. Ediciones Médici. (a la venta a finales de Junio 2003)

www.partosmultiples.es.org
www.coksfeenstra.info



Holistika
Recomienda...
Subscribirse
Subscribirse a Nuestro Boletín
Subscribirse a
Nuestro Boletín
La revolución del nacimiento - eBook
La revolución del nacimiento
La revolución del nacimiento
es un libro liberador. La ciencia ha demostrado que la seguridad del parto normal no depende del uso de tecnologías sofisticadas que someten a la mujer
Libro recomendado
Un regalo para toda la vida
Un regalo para toda la vida
Libro recomendado
Bebés canguro
Bebés canguro
Método Madre Canguro
© 2006 Holistika • Email de ContactoAviso Legal